Acertar con la decoración en el hogar es fundamental para sentirte a gusto en tu propia casa, y aunque es habitual encontrar una infinidad de posts en los que se dan todo tipo de consejos para decorar salones, dormitorios, cocinas o jardines, hoy nos hemos querido centrar en otra zona del hogar que es igual de importante y que acostumbra a pasar desapercibida. Se trata del recibidor, lo primero que nos encontramos al entrar a una casa, y que normalmente acostumbra a quedar en el olvido.

Por ello hemos querido darte una serie de consejos y mostrarte accesorios para recibidores que te ayudarán a decorar y lo más importante, acertar. Presta atención y toma nota, ¡comenzamos!

Un perchero

Un perchero es clave a la hora de confeccionar un recibidor, y ya no solo en términos de decoración, sino también de comodidad y utilidad. Sí, y es que es habitual llegar a casa con la chaqueta, el bolso, la cartera, etc., y no saber qué hacer con ellos, acabando normalmente encima del sofá o tirados en la cama del dormitorio.

El perchero te ofrecerá comodidad y te permitirá colgar todos los abrigos de manera ordenada, teniéndolos listos para cuando vuelvas a salir. ¡Todo un acierto!

Una consola nunca falla

Otra opción muy recomendada es comprar una bonita consola que sea capaz de dar estilo a tu recibidor y que además te permita disfrutar de un espacio extra a la hora de almacenar artículos de casa. Las posibilidades que tienes para elegir son innumerables, pudiendo escoger entre diferentes estilos que se adaptarán a lo que buscas y encajarán a la perfección con el estilo de tu recibidor.

Un espejo

Seguro que siempre sales de casa buscas un espejo en el que mirarte y comprobar que estás perfecta, ¿verdad? Pues, ¿por qué no ponértelo fácil e instalar un espejo en tu recibidor? Será todo un acierto, ya que aportará estilo, aumentará la sensación de espacio y además te permitirá no tener que ir al aseo en busca de un espejo en el que mirarte.

Una alfombra

Y por último, para poner la guinda a tu recibidor, te invitamos a que coloques una bonita alfombra a los pies de la alfombra. Dará sensación de comodidad y además completará con estilo el resto de la decoración, y es que no hay que olvidar que la primera impresión siempre es la más importante.